17.4 C
Las Palmas
20 marzo 2023 10:16 pm

Directo

El Papa reivindica la «búsqueda apasionada» de Benedicto XVI por comunicar el Evangelio 

Francisco presidió este jueves el funeral por Benedicto XVI, en una ceremonia solemne que cerró la era de la convivencia de dos pontífices en la Iglesia

Informa: Redacción Televisión Canaria

El Papa ha reivindicado la «búsqueda apasionada» de Benedicto XVI por comunicar el Evangelio y ha instado a la Iglesia a «seguir sus huellas» en el funeral solemne que ha presidido en la plaza de San Pedro del Vaticano, ante decenas de miles de fieles, y con el que se cierra una etapa de convivencia atípica de dos pontífices en el Vaticano.

«También nosotros, aferrados a las últimas palabras del Señor y al testimonio que marcó su vida, queremos, como comunidad eclesial, seguir sus huellas y confiar a nuestro hermano en las manos del Padre: que estas manos de misericordia encuentren su lámpara encendida con el aceite del Evangelio, que él esparció y testimonió durante su vida», ha señalado el Pontífice en la homilía de la misa que ha concelebrado junto a 120 cardenales, cerca de 400 obispos y casi 4.000 sacerdotes.

El Papa preside el funeral de Benedicto XVI – Michael Kappeler / dpa / EP

Féretro de ciprés

Ante el altar, estaba situado el féretro de ciprés que contiene los restos mortales del Papa alemán, con algunos objetos personales de su pontificado, y las primeras filas estaban ocupadas la que fue su familia durante los últimos años- su secretario, Georg Gänswein y las consagradas de la Memores Domini que se han dedicado a su servicio.

El Papa ha citado a San Gregorio Magno, uno de los cuatro grandes Padres de la Iglesia latina o de Occidente, y ha dicho que se mantuvo a «flote en la tabla de las oraciones». De este modo, ha ensalzado «la conciencia del Pastor» que se abandona a la oración: «No puede llevar solo lo que, en realidad, nunca podría soportar solo y, por eso, es capaz de abandonarse a la oración y al cuidado del pueblo que le fue confiado».

Benedicto, «fiel amigo del Esposo»

Aunque en su homilía prevista, el Papa sólo nombraba a su antecesor como «nuestro hermano», en la frase final se ha referido directamente a él improvisando su nombre. «Benedicto, fiel amigo del Esposo (Dios), que tu gozo sea perfecto al oír definitivamente y para siempre su voz», ha dicho. Por el contrario, en la misa de exequias de Juan Pablo II en 2005, el entonces cardenal Joseph Ratzinger le nombró hasta en ocho ocasiones tanto como Juan Pablo II como por su nombre de pila ‘Karol’.

Francisco ha destacado que los fieles, como «las mujeres del Evangelio» ante el sepulcro de Jesús, rezan ante Benedicto XVI «con el perfume de la gratitud y el ungüento de la esperanza para demostrarle, una vez más, ese amor que no se pierde». «Es el Pueblo fiel de Dios que, reunido, acompaña y confía la vida de quien fuera su pastor», ha dicho.

Papa insta a "seguir las huellas" de Benedicto XVI
El ataúd de Benedicto XVI es trasladado para el funeral a la Plaza de San Pedro en el Vaticano, el 5 de enero de 2023. REUTERS/Guglielmo Mangiapane

Ceremonia en inglés, español e italiano

En la ceremonia, en la que las lecturas del Evangelio han sido en inglés, español e italiano, ha participado la Reina Sofía en representación de España, acompañada por el ministro de la presidencia, Félix Bolaños y la embajadora de España ante la Santa Sede, Isabel Celaá.

La Reina Sofía asiste al funeral del pontífice emérito, Benedicto XVI, en la basílica de San Pedro. Fuente: Europa Press

Al no tratarse de un funeral de Estado, solo son dos delegaciones oficiales; las de Italia y Alemania, país natal del difunto. No obstante, también han acudido autoridades de otros países, pero a título personal.

No es la primera vez que un Papa participa en el funeral de otro. Ya en 1802, Pío VII recibió los restos mortales de Pío VI, fallecido en el exilio en Francia en 1799 y asistió a la solemne misa funeral en San Pedro.

Desde ahora ya no hay dos Papas conviviendo en la Iglesia, aunque uno de ellos fuera sólo emérito y el otro reinante. Benedicto XVI vivió los últimos diez años retirado del mundo, dedicado al estudio y a la oración, pero su figura ha sido instrumentalizada por una parte de la Curia Romana contra Francisco, por lo que su funeral e inhumación en las grutas vaticanas marcan un nuevo inicio para el Papa argentino que en marzo cumplirá diez años de pontificado.

Una vista general durante el funeral de Benedicto XVI en la Plaza de San Pedro en el Vaticano, 5 de enero de 2023. REUTERS/Yara Nardi

Sus restos mortales ocuparán la tumba de Juan Pablo II

El Papa Francisco ha rezado unos segundos ante el ataúd de Benedicto XVI antes de que un grupo de doce sediarios, los antiguos portadores de la Silla Gestatoria de los Papas, lo hayan introducido de nuevo en la basílica de San Pedro para su traslado a las grutas vaticanas -en la parte inferior del templo- para su sepultura.

Además, al finalizar el funeral, el Papa Francisco se ha acercado a la cripta situada bajo la basílica de San Pedro donde se ha sepultado a Benedicto XVI en la que fue la tumba de su antecesor, Juan Pablo II.

En la plaza, han sido muchas las personas que gritaban al unísono ‘Santo Subito’, la expresión que se popularizó en el funeral de San Juan Pablo II para pedir su rápida canonización. También se ha visto alguna pancarta con esa petición este jueves 5 de enero.

El Papa Francisco ante el féretro de Benedicto XVI
El Papa Francisco ante el féretro. Oliver Weiken / dpa / EP

Relacionadas

Otras Noticias