21.4 C
Las Palmas
1 octubre 2022 12:28 am

Directo

El presidente de Sri Lanka dejará el cargo el miércoles mientras la oposición decide su hoja de ruta

La revolución popular que ha estallado este sábado en Sri Lanka ha forzado la dimisión de Rajapaksa, quien ha anunciado que deja el cargo tras ceder a las presiones de múltiples frentes desde las formaciones políticas y asociaciones civiles del país por su incapacidad para atajar la crisis económica

El presidente de Sri Lanka dejará el cargo el miércoles ante las presiones políticas y populares
Monjes budistas durante las protestas contra el presidente de Sri Lanka, Gotabaya Rajapaksa Europa Press/Contacto/Amitha Thennakoon 20/6/2022

El presidente del Parlamento de Sri Lanka, Mahinda Yapa Abeywardene, ha anunciado este sábado que el presidente del país, Gotabaya Rajapaksa, le ha informado de que dimitirá de su cargo el próximo miércoles, 13 de julio.

Según fuentes consultadas por la prensa ceilandesa, Rajapaksa ha informado de su decisión a Abeywardene en una comunicación privada en la que le ha pedido de plazo hasta el miércoles para preparar la transición y cerrar cuestiones pendientes, informa el diario ceilandés ‘Daily Mirror’.

Según lo pactado por las fuerzas políticas ceilandesas, una vez dimita Rajapaksa será el presidente del Parlamento el que asuma la jefatura del Estado –conforme a la Constitución– y durante un periodo de 30 días en el que el Parlamento elegirá a un nuevo presidente.

La oposición de Sri Lanka decide su plan tras la revolución mientras EEUU y la UE llaman al consenso

La principal coalición opositora de Sri Lanka, Poder del Pueblo Unido (Samagi Jana Balawegaya o SJB), se reunirá este domingo con otros partidos contrarios al Gobierno ceilandés para decidir su plan de acción. Todo consecuencia de la revolución popular del sábado, que se saldó con la dimisión del presidente del país, Gotabaya Rajapaksa, y del primer ministro, Ranil Wickremesinghe.

El líder de la oposición, Sajith Premadasa, encabezará un encuentro al que asistirá el líder del Congreso Musulmán de Sri Lanka Rauff Hakeem; el de la Alianza Progresista, Tamil Mano Ganesan; y del Congreso para Todo Ceilán Makkal, Rishad Bathiudeen.

El SJB se negó a participar en la reunión de partidos afines al Gobierno convocada este sábado de emergencia por las autoridades ceilandesas. Nunca han reconocido como tal al jefe de Gobierno, y en su lugar, Premadasa se ha propuesto trazar su propia ruta.

Con todo, la idea principal de consenso entre todas las fuerzas pasa, de momento, por elegir al presidente del Parlamento, Mahinda Yapa Abeywardene. Será el sucesor interino del presidente Rajapaksa para, desde ahí, establecer un gobierno de concentración y una hoja de ruta electoral.

EEUU pide consenso y UE, una transición pacífica y democrática

Mientras tanto, Estados Unidos ha pedido este domingo a todos los líderes políticos a que actúen con rapidez y en consenso para buscar soluciones. Washington también ha llamado a la calma a las fuerzas de seguridad tras los 103 heridos, entre ellos once periodistas, que ha dejado la revuelta del sábado en la capital, Colombo. También ha criticado la violencia ejercida por los manifestantes que prendieron fuego a la residencia del dimitido primer ministro. Un ataque por el que han sido ya detenidas tres personas.

Por su parte, la Unión Europea también ha comunicado que «sigue de cerca los acontecimientos en Sri Lanka». Hace un llamamiento «a todas las partes para que cooperen y se concentren en una transición pacífica, democrática y ordenada».

«Es responsabilidad de todos los líderes de los partidos allanar el camino para una solución a la crisis actual y volver a la normalidad», ha hecho saber Bruselas. Mientras, «evalúa las opciones disponibles para intensificar aún más su apoyo a la población».

Revolución popular

La revolución popular que ha estallado este sábado en Sri Lanka ha forzado así la dimisión de Rajapaksa. Ha anunciado que deja el cargo tras ceder a las presiones de múltiples frentes desde las formaciones políticas y asociaciones civiles del país. Unas manifestaciones motivadas por su incapacidad para atajar la crisis económica más grave de la historia de la nación.

Rajapaksa claudica así tras meses de protestas por la falta de alimentos y combustible. Finalmente han acabado derivando en una crítica generalizada contra el mandatario, acusado de corrupción y nepotismo al colocar a su hermano Mahinda como primer ministro hasta que finalmente se vio obligado a forzar su cese en mayo, de nuevo por la presión popular.

El sucesor de Mahinda, Ranil Wickremesinghe, antiguo rival de Rajapaksa y última opción del mandatario para solucionar la crisis, ha acabado dimitiendo horas antes para dar paso a un gobierno de concentración cuya principal función será la convocatoria de nuevas elecciones.

Al menos 103 heridos, entre ellos once periodistas

Al menos 103 personas han resultado heridas en Sri Lanka a lo largo de este pasado sábado. Once de los cuales son periodistas.

De los heridos, 55 siguen recibiendo tratamiento médico y una persona se encuentra en estado crítico.

Más de la mitad de los heridos ya habían sido registrados a media tarde de ayer, antes de la caída de la noche. Una tarde que comenzó con el incendio de la residencia particular del primer ministro dimitido.

Tres personas han sido detenidas por su implicación en el ataque al domicilio de Wickremesinghe, según el portavoz policial Nihal Talduwa.

Los medios ceilandeses no han informado por ahora de otros incidentes de consideración.

Relacionadas

Otras Noticias