21.4 C
Las Palmas
7 octubre 2022 12:13 am

Directo

1-0. Triunfo del Tenerife ante el Racing de Santander

El CD Tenerife se distancia con este empate ligeramente de la zona baja de la tabla, gracias a un cabezazo de Gallego en el minuto 55 contra el Racing de Santander

1-0. Triunfo del Tenerife ante el Racing de Santander
Partido CD Tenerife – Racing de Santander / Club Deportivo Tenerife

El CD Tenerife consiguió este sábado un triunfo balsámico ante el Racing de Santander para distanciarse ligeramente de la zona baja de la tabla de LaLiga SmartBank. Justo al contrario que su rival, que seguirá como colista una semana más.

Su situación en la tabla obligó tanto a tinerfeños como santanderinos a una inmediata búsqueda de un gol con el que encarrilar el encuentro. De ahí la poca especulación con el balón en los instantes iniciales, pero con escaso acierto a la hora de la verdadera definición.

Después de los 15 primeros minutos de inactividad de los cancerberos, Mboula tanteó al meta insular con un disparo desde fuera del área. Sin embargo, el balón se fue por fuera de los tres palos, mientras que una rauda acción individual de Mo Dauda (21′) la frustró Parera con una arriesgada salida.

A partir de esta jugada el encuentro se abrió por completo, con varias ocasiones para cada contendiente. Primero, Borja Garcés disparó a puerta, pero atajó el meta. Luego fue Vicente en la portería rival el que puso en aprietos a Soriano. El siguiente fue Tienza, que disparó fuera, y Garcés también erró un franco disparo.

Cabezazo de Gallego

En la recta final, un cabezazo de Gallego acabó en la red. Un gol que el colegiado invalidó por posición ilegal, concluyendo así un disputado primer periodo.

Parera también realizó una gran parada ante un acrobático disparo a boca jarro de Garcés (49′). Aunque poco o nada pudo hacer el meta poco después ante otro remate del mismo atacante (55′) que acabó en gol.

Este tanto sosegó la ansiedad tinerfeña por encarrilar el encuentro. Una situación que cambió radicalmente el propósito insular, que no fue otro que el de conservar el resultado ante un rival cántabro que no mostró excesiva ambición por igualar de nuevo el choque, de ahí un inamovible marcador hasta el pitido final.

Relacionadas

Otras Noticias