15.4 C
Las Palmas
26 enero 2023 10:34 pm

Directo

Alba entrará este martes en prisión si no se paraliza el auto, según su esposa

El exmagistrado, Salvador Alba, debe cumplir una condena de seis años y medio de prisión por delitos de prevaricación, falsedad y cohecho por haber manipulado una instrucción penal para perjudicar a la juez Victoria Rosell, cuando era diputada de Podemos en el Congreso

Vídeo RTVC.

El exmagistrado Salvador Alba entrará este martes en la cárcel para cumplir una condena de seis años y medio si no se le concede el indulto que ha solicitado o paralizan su internamiento las últimas alegaciones que presentó tras recibir el auto de notificación de ingreso en prisión el pasado jueves en su domicilio de Gran Canaria.

Según ha informado su esposa, la letrada de Administración de Justicia Teresa Lorenzo, su marido se encuentra en la península ya para presentarse antes de las 15.00 horas de mañana en prisión, que es cuando termina el plazo (de acuerdo con el cómputo que ella realiza del margen que se le dio: un día).

El Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) condenó a Salvador Alba por delitos de prevaricación, falsedad y cohecho por haber manipulado una instrucción penal para perjudicar a la juez Victoria Rosell, cuando esta era diputada de Podemos en el Congreso, sentencia que es firme desde el pasado mes de noviembre.

Se presentará «voluntariamente para evitar otro número»

La esposa de Alba se ha quejado de las irregularidades que entiende que se han cometido en este proceso contra Salvador Alba. Ha dicho que su marido se presentará voluntariamente para evitar «otro número» y que lo hará en una de las cinco prisiones con módulos de seguridad para autoridades.

Estas prisiones se encuentran en la península y son las de Estremera, en Madrid; Sevilla I; Castellón II, Monterroso, en Lugo; y Logroño, en La Rioja.

En las últimas alegaciones para tratar de que se anule el auto de prisión, su letrado Nicolás González-Cuéllar aduce una serie de posibles irregularidades en la tramitación de anteriores recursos de su cliente, Salvador Alba, que considera que deberían a suspender su ingreso en prisión.

Alba ha alegado a través de su abogado que había una magistrada a la que también había recusado, Gloria Poyatos, en la sala que debía decidir sobre otra de sus recusaciones, la de presidente del TSJC, Juan Luis Lorenzo Bragado, y que esta intervino en ese asunto cuando todavía estaba recusada formalmente, asegura.

Para la defensa, se incurrió en una nulidad de actuaciones que debería hacer que el TSJC dejara sin efecto su orden de ingreso en prisión.

Alegó motivos de salud, un argumento desmontado por informes médicos forenses

También sostiene el abogado de Salvador Alba que no se le ha contestado a su petición secundaria, pues no solo pedía que se le exonerara de ir a prisión por motivos de salud (argumento que han desmontado los informes de los médicos forenses), sino que también planteaba que al menos se aplazara su encarcelamiento hasta que se curara.

Alba entrará este martes en prisión si no se paraliza el auto, según su esposa
Alba entrará este martes en prisión si no se paraliza el auto, según su esposa

Y por último dice que no se la respondido a su petición de suspensión de la ejecución de la pena en tanto se tramita el indulto que ha solicitado al Gobierno.

Recusación al presidente del TSJC

El exmagistrado Salvador Alba ha vuelto a recusar al presidente del Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) Juan Luis Lorenzo Bragado, al que acusa de haber demostrado tener una «prisa inusitada» en hacer que cumpla la condena firme de prisión que pesa sobre él desde noviembre de 2021 y de ocasionar «daño» a su familia con su forma de actuar.

En un escrito fechado este domingo al que ha tenido acceso EFE, el letrado de Alba expone los motivos por los que vuelve a recusar a Lorenzo Bragado. Comienzan con un tuit publicado este verano por la víctima de los delitos por los que su cliente fue condenado a seis años y medio de cárcel, la juez Victoria Rosell, y continúan con el proceso que siguió la Sala de lo Penal del TSJC la semana pasada para dictar el auto que reactivaba la ejecución de la pena.

Recuerda el abogado Nicolás González-Cuéllar que el 19 de agosto Rosell publicó en Twitter que Juan Luis Lorenzo Bragado «le había manifestado a ella que ‘no se sentaría en una mesa'» con él «hasta que el exjuez Alba entre en prisión'», lo que entiende como un indicio de que hubo un contacto entre el presidente del tribunal que debía resolver la ejecución de la condena y la acusación particular.

Sus alegaciones se centran, no obstante, en cómo se dictó el auto del 13 de octubre por el que se desestimó la petición de su cliente de que se suspendiera su condena por motivos de salud, lo que le fue notificado por la Policía ese mismo día en su casa a las 17.35 horas.

«Un minuto después»

Dice Alba, a través de su letrado, que la Sala de lo Penal del TSJC recibe formalmente el 13 de octubre a las 13.39 horas el expediente por el que se desestima su anterior recusación contra Lorenzo Bragado y que esa misma Sala dicta el auto que le da un día para ingresar en prisión un minuto después, a las 13.40. El exmagistrado subraya que esas son las fechas y horas que constan en el sistema informático de los tribunales, «que no falla en absoluto».

«Es materialmente imposible una deliberación, votación y fallo en menos de un minuto, por lo que, por pura lógica y matemática, la deliberación, votación y fallo se había producido con anterioridad a la comunicación a la Sala de la resolución de la recusación de D. Juan Luis Lorenzo Bragado y, por tanto, estando aún recusado formalmente y suspendido el procedimiento», argumenta.

Relacionadas

Otras Noticias