20.4 C
Las Palmas
1 octubre 2022 6:11 am

Directo

Bruselas tiene reservas de gas al 76,92 por ciento, el 82 por ciento en el caso de España

La Unión Europea espera acercarse al 80 por ciento en el almacenaje de las reservas de gas en cada país para el próximo otoño

Terminal de gas natural licuado (GNL) de Reganosa en Mugardos (A Coruña). Imagen Europa Press

El comisario de Mercado Interior, Thierry Breton, ha confirmado este jueves que los planes para contar con unas reservas de gas mínimas en la Unión Europea para el próximo otoño van en buen camino. En el conjunto de los Veintisiete, en la actualidad se sitúa en el 76,92 por ciento.

Esto es acercarse a la meta de lograr el 80 por ciento de la capacidad de almacenaje en cada país de la Unión Europea el próximo noviembre, siguiendo las nuevas reglas aprobadas por los Estados miembros. El objetivo es garantizar la seguridad energética del bloque a pesar de las tensiones con Rusia.

Según ha señalado Breton durante unas conferencias en el marco de los Cursos de Verano de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), en el caso de España el nivel de las reservas ya supera el umbral del 80 por ciento, en concreto llegan al 82 por ciento. Francia está en el 90 por ciento, Alemania está al 80 por ciento y en Italia cuentan con unas reservas del 79 por ciento.

El responsable de Mercado Interior ha afirmado que Europa contará con «carbón, combustibles, queroseno y electricidad este invierno» y ha apuntado a que «el problema» va a ser el gas y la electricidad producida por gas.

Objetivo del 80 por ciento

El acuerdo alcanzando entre los países de la UE establecen un primer objetivo de asegurar que las reservas de gas de cada Estado miembro estén al menos al 80 por ciento de su capacidad el próximo noviembre. También fija un umbral del 90 por ciento para las siguientes temporadas de invierno. Asimismo, un nivel de reserva del 85 por ciento de la capacidad total de almacenaje del conjunto de la UE este mismo año. Los umbrales obligatorios de llenado expirarán en diciembre de 2025.

Conscientes de que la situación en cada país y la capacidad de almacenaje de cada socio es «muy variable», el nuevo reglamento prevé que los Estados miembro puedan computar en su nivel de almacenamiento las reservas de Gas Natural Licuado (GNL) –como pidió España– y otros carburantes alternativos

Relacionadas

Otras Noticias