22.4 C
Las Palmas
28 septiembre 2022 9:27 pm

Directo

El comercio minorista canario lidera las ventas, pero empieza a notar desaceleración

El comercio minorista registró un aumento de casi 11 puntos, pero se percie una preocupante desaceleración por la subida de precios

RTVC

El comercio minorista canario registró un aumento de un 10,6% en las ventas en el segundo trimestre de 2022, el mayor del país. Sin embargo, a partir de junio se percibe una preocupante desaceleración, pues la subida de los precios augura un deterioro en el consumo y un impacto negativo en el sector.

Estos datos forman parte del Boletín Sectorial de Comercio correspondiente al segundo trimestre del año que ha elaborado la Cámara de Comercio de Santa Cruz de Tenerife con el patrocinio de CajaSiete. En él se subraya que también ha aumentado la ocupación laboral y ha descendido el paro registrado en el sector.

No obstante, en junio ya se produjo una ralentización en el crecimiento de las ventas y la vicepresidenta de la Cámara y presidenta de la Comisión de Comercio Interior, Victoria González, ha reclamado en rueda de prensa al Gobierno canario que se anticipe y tome medidas para frenar el impacto negativo.

En su momento el Ejecutivo anunció la eliminación de la franquicia fiscal de 150 euros que ha reclamado al sector por entender que supone una desventaja competitiva. No obstante, «no lo ha hecho», ha indicado González, quien ha recordado que el comercio isleño pide además la digitalización de la devolución del IGIC.

La directora general de la Cámara de Comercio, Lola Pérez, ha desglosado el informe sectorial según el cual el comercio minorista canario sigue registrando resultados positivos, especialmente en abril, cuando mejoró en un 14,6% el índice de comercio al por menor de hace un año.

Este índice fue de un 10,2% en mayo y del 7,2% en junio.

Vídeo RTVC. Lola Pérez / José Manuel Garrido

Mil empresas menos en el sector que antes de la pandemia

Por sectores, el grupo de alimentos y bebidas no alcohólicas registró un aumento anual del 13,3% en Canarias, 0,4 puntos superior a la media nacional (12,9%). Mientras, el apartado de vestido y calzado descendió en un 2,6% en las islas y aumentó un 2,4 % a nivel nacional.

En cuanto a muebles, artículos del hogar y similares registró un incremento en las islas de un 6%, y del 6,5% a nivel estatal.

Pérez ha subrayado que a final de junio de 2022 había en Canarias un total de 13.948 empresas inscritas en actividades comerciales, incluida la reparación de vehículos. Esto supone 151 empresas más que en junio del año pasado.

No obstante, suponen casi mil empresas menos en el sector que antes de la pandemia.

En cuanto al indicador de confianza empresarial en el comercio, aumenta en un 5,8% hasta situarse en los 129,5 puntos, pues el 23,3% de las empresas comerciales de las islas arrojó un resultado favorable durante el segundo semestre del año. Mientras, el 24,8% vio reducir su actividad y el 51,9% restante tuvo resultados estables.

Las expectativas para el periodo que va de julio a septiembre de este año disminuyen en 3,8 puntos la estabilidad. De esta manera, las respuestas favorables en cuanto a la confianza empresarial aumentan un 25,7%, y las negativas y menos optimistas lo hacen un 26,2%.

Asimismo, a fecha de 30 de junio el número de afiliaciones a la Seguridad Social en el comercio canario registró un aumento del 4,6% respecto al año pasado. Se sitúa así en 154.709, esto es, 6.571 afiliados más que en 2021.

En cuanto al número de parados inscritos en las oficinas de empelo, a finales de junio eran 31.383 en el sector comercial. Es decir, 13.200 menos que hace un año.

Garrido solicita al Gobierno canario medidas directas de apoyo al comercio

Para el director de Relaciones Institucionales y Comunicación de Cajasiete, José Manuel Garrido, los datos que refleja el informe sectorial en cuanto al segundo trimestre de 2022 son positivos. Sin embargo, ya traslucen una cierta ralentización que hace encender «la bombilla roja» en cuanto a la incertidumbre sobre el último cuatrimestre del año.

«La pregunta clave es qué va a pasar a partir de octubre con un escenario de muy alta inflación y una nueva subida de los tipos de interés previsiblemente en septiembre, que invitan a un escenario no muy optimista», ha precisado Garrido.

«Todo ello va a producir una reducción en la renta disponible de familias y empresas. Será clave el comportamiento del sector turístico, donde también se producen cambios en los hábitos de consumo, sobre todo a la hora de efectuar las reservas», ha proseguido el director.

Por ello ha reclamado al Gobierno canario medidas directas de apoyo al comercio con campañas de dinamización, ayudas al consumo de las familias y las citadas de eliminación de la franquicia fiscal y digitalización de la devolución del IGIC.

«El horizonte que nos espera es de cierta incertidumbre, aunque los datos nos den alguna tranquilidad hasta septiembre», ha subrayado Garrido.

Gónzalez considera que los bonos consumo son un incentivo que debe continuar

Para Victoria González, medidas como los bonos consumo puestos en marcha por algunas administraciones locales son un incentivo que debe continuar pero no dejan de ser «el chocolate del loro», pues por sí mismas son insuficientes cuando al mismo tiempo «se abren las puertas a todo el de fuera» pese a que son comercios que en ocasiones ni establecen infraestructuras en las islas.

González ha criticado la situación de desventaja competitiva que vive el comercio isleño. «Si no se atenúa con las medidas que reclama el sector, puede hacer que dependamos todavía más de terceros y que cierren los negocios locales», apuntilla.

Al respecto, Pérez ha destacado que en tanto no acabe el conflicto en Ucrania, la inflación no será transitoria. A su vez, ha ha señalado que si baja el consumo, las empresas deberán reducir márgenes, pero si se prolonga la situación, estarán abocadas al cierre, para recordar que en Canarias el comercio genera miles de puestos de trabajo. 

Relacionadas

Otras Noticias