19.4 C
Las Palmas
4 marzo 2024 12:12 pm

Directo

El ultraderechista Partido de la Libertad gana las elecciones de Países Bajos

El Partido de la Libertad ha obtenido 37 escaños de un total de 150 con lo que debe lograr el apoyo de varias formaciones para alcanzar los 76 diputados que le garantizarían poder suceder a Rutte al frente del ejecutivo neerlandés

Imagen de archivo de la líder del Frente Nacional francés, Marine Le Pen; el líder de la Liga italiana, Matteo Salvini; y el líder del Partido de la Libertad holandés, Geert Wilders, durante un encuentro de partidos de ultraderecha europeos. EP

El Partido de la Libertad (PVV), de ideología ultraderechista y contrario a la inmigración, ha sido la fuerza más votada al haber recibido 37 escaños en las elecciones generales celebradas este miércoles en Países Bajos, según el 98 por ciento de los votos escrutados, que confirman la victoria anunciada por las encuestas a pie de urna.

La formación liderada por Geert Wilders lograría 20 diputados más de los que tiene actualmente y se impondría a la coalición formada por el Partido del Trabajo y los Verdes (GL-PvdA), que también mejoraría sus resultados pasando de 17 a 25 diputados en la Cámara Baja, según los resultados del Servicio Electoral de la Agencia de Prensa Holandesa (ANP) recogidos por NOS.

De hecho, Wilders ha reaccionado rápidamente a la publicación de la encuesta a pie de urna. Ha compartido en sus redes sociales un vídeo en el que, frente a una pantalla con los resultados, celebra que su formación sea la más votada de los comicios.

«Los neerlandeses volverán a ser lo primero»

«Somos el partido más votado de Países Bajos, y les aseguro que los electores han hablado», ha manifestado el propio Wilders. Ha asegurado que los neerlandeses «volverán a ser lo primero» y ha deslizado contactos con otros partidos para formar gobierno.

«El PVV quiere trabajar con otros partidos desde una gran posición, y eso significa que cada partido, incluido el nuestro, debe saltar por encima de su sombra», ha señalado el líder de la formación ultraderechista.

Por su parte, el líder de GL-PvdA, Frans Timmermans, ha aseverado que nunca formarán una coalición «con un partido que excluye a los holandeses», en alusión al PVV. Se ha mostrado decepcionado con el resultado: «Me esperaba más», ha argüido.

«Seguimos defendiendo el Estado de derecho, hombro con hombro», ha afirmado ante sus simpatizantes. Después de dar las «gracias de todo corazón» a los «electores que han dado su confianza a la izquierda unida y han optado por unos Países Bajos justos y equitativos».

Tras el PVV y GL-PvdA, el Partido Popular por la Libertad y la Democracia (VVD) del primer ministro en funciones, Mark Rutte, y ahora liderado por Dilan Yesilgoz vería notablemente menguada su representación parlamentaria, pasando de 34 a 24 escaños. Por tanto, la formación de Wilders es, con diferencia, el partido más numeroso en la Cámara de Representantes.

Yesilgoz, actual ministra de Justicia e hija de refugiados turcos, ha manifestado que no quiere formar parte de un gabinete con Wilders como primer ministro. Considera que éste no puede formar mayoría, aunque ha señalado que «ahora es su turno y debe demostrar que puede formar esa mayoría».

Asimismo, ha afirmado que su partido político no ha cometido un error estratégico: «Se trata de las preocupaciones de personas que no han sido escuchadas. Si sigues ignorándolos en política, obtendrás esto. Eso es lo que está pasando aquí», ha agregado.

«La victoria del PVV es un shock gigantesco»

Por su parte, el Nuevo Contrato Social (NSC), con Pieter Omtzigt irrumpe con 20 escaños en la Cámara Baja neerlandesa. Aunque lejos del resultado previsto en las encuestas, que lo situaban como una de las formaciones destinadas a revolucionar la política nacional.

Desde el NSC han reconocido estar «felices y orgullosos» de estos posibles resultados, que meterían de lleno a Países Bajos en «una nueva época». Sin embargo, han incidido en que la victoria del PVV es «un shock gigantesco».

La mayoría de escaños en la próxima legislatura en Países Bajos quedarían a cargo de estas cuatro formaciones. Tras ellas aparecen Demócratas 66 (D66), con nueve escaños, o el Movimiento Campesino-Ciudadano (BBB), con siete.

Llamada Demócrata Cristiana (CDA) y el Partido Socialista se harían con cinco diputados; el Partido por los Animales (PvdD), el Foro para la Democracia (FvD), la Unión Cristiana (CU) y el Partido Político Reformado (SGP) lograrían tres escaños cada uno.

Los cuatro partidos que formaban parte de la coalición que gobernaba hasta ahora (VVD, D66, CDA y CU) han perdido escaños. De los 78 que obtuvieron en las elecciones de 2021, se han quedado con 41 en estos comicios.

La líder del PvdD, Esther Ouwehand, se ha mostrado decepcionada por los resultados: «Tenemos que afrontar esto y seguir luchando incansablemente», ha dicho. Por su parte, el líder del SGP, Chris Stoffer, ha celebrado que hayan mantenido los escaños que tenían.

Volt y Denk lograrían dos escaños, mientras que 50Plus y JA21 obtendrían un diputado cada uno. De ser ciertas las encuestas a pie de urna, el BIJ1 y el partido Interés de Países Bajos (BVNL) se quedarían fuera de la Cámara de Representantes neerlandesa.

«Esta victoria del PVV provoca miedo entre muchas personas»

El líder de Denk, Van Baarle van Denk, ha asegurado que la victoria del PVV «provoca miedo entre muchas personas». «Formaremos un escudo contra la retórica de extrema derecha y lucharemos por las minorías de este país desde el primer día», ha sentenciado.

La Cámara de Representantes de Países Bajos está compuesta por 150 diputados. Con lo que el PVV debería lograr el apoyo de varias formaciones para alcanzar los 76 diputados que le garantizarían poder suceder a Rutte al frente del Ejecutivo neerlandés.

La población de Países Bajos ha votado este miércoles en unas elecciones parlamentarias anticipadas. Convocadas después de que el primer ministro Rutte anunciara la disolución del Gobierno el pasado verano debido a disputas internas en materia migratoria.

Noticias Relacionadas

Otras Noticias